Hoy habría respuestas para estudiantes de Derecho

05.03.2012 20:44

por EL CIUDADANO

 

Unos mil estudiantes de Derecho quedaron sin aulas para el cursado de su carrera en este ciclo lectivo y emprendieron una sentada en reclamo por la apertura de espacios en el remodelado edificio de Córdoba y Moreno. Los jóvenes insultaron a autoridades de la casa de estudios. Finalmente, un grupo se dirigió hacia el decanato y Andrea Meroi, vicedecana de la institución, prometió que para este mediodía, a las 13, habrá un nuevo encuentro y se les informará sobre las posibles soluciones al conflicto. Los estudiantes piden que se abran las salas de posgrado para el dictado de las cátedras. “Como pertenecen a un sector que paga por sus estudios, entonces las cuidan y nos dejan afuera, estudiando en salones rotos, con olor a podrido y el techo lleno de guano de los murciélagos que habitan el edificio”, dijo a El Ciudadano Magdalena Peralta, referente estudiantil.

Emiliano Torno, presidente del Centro de Estudiantes, señaló que si bien este problema se previó el año pasado “las autoridades de la facultad no hicieron nada por solucionarlo y hoy tenemos a más de mil estudiantes frenados en materias que no tienen lugar de cursado”. La sentada fue convocada en “carácter solidario con los alumnos que no pueden ingresar a cursar sus materias, pero es algo que se hubiera evitado de haber tomado cartas en el asunto a fin del año pasado, cuando se sabía la cantidad de alumnos que iban a quedar fuera de las aulas, no por no haber rendido bien, sino porque esta casa gigante no tiene espacio para albergarlos, lo cual es mentira”.

Los estudiantes remarcaron que todo un ala del edificio está destinada al cursado de posgrado, un sector “privado” de la facultad. “Entendemos que los que cursan en esas salas pagan una matrícula bastante elevada, pero mientras tanto nuestros salones se caen a pedazos y no podemos seguir estudiando en esas condiciones”, sostuvieron. Ante este reclamo, Matías de Bueno, secretario Estudiantil de Derecho, manifestó su preocupación por “el tinte político que tomó el tema”. Adujo que ante la proximidad de las elecciones de los centros de estudiantes “muchos toman este inconveniente como una medida política para generar problemas con la gestión actual”.

“Es más, –agregó– estamos trabajando para que se abran nuevos espacios. En la facultad existe la oferta para absorber a todos. También abriremos comisiones para quienes quieran rendir las materias en calidad de libres con nuevos turnos. De todas maneras, no permitiremos que este reclamo, que pertenece a una agrupación política, busque confundir a los estudiantes”.

Unos de los perjudicados por la falta de espacios es Alejandro, ya en tercer año y que tiene en suspenso el inicio de la materia Finanzas y Derecho Financiero. Son 200 en su misma situación, dijo. Algo similar ocurre con los 484 estudiantes de la materia de segundo año Economía Política, y otros 252 de Derecho Tributario. Los estudiantes, si hoy no obtienen respuesta, avaluarán una protesta más contundente que podría incluir el corte de calles.