Internas en puerta

11.03.2012 00:00

por     ROSARIO 12

 

Por Luis Bastús

El Consejo Provincial del Partido Justicialista no había anunciado todavía la fecha del 27 de mayo para renovar autoridades en elecciones internas que ya un vasto arco de sindicatos se juntó para plantar bandera y blanquear su intención de disputarle la conducción departamental que hasta ahora detenta el Frente para la Victoria, en la figura de Luis Rubeo, o al menos ganar terreno y tener mayor participación en ella.

"Sería una buena idea", deslizó el titular de Obras Sanitarias, Oscar Barrionuevo, cuando Rosario/12 lo consultó sobre si la reunión del jueves por la noche desembocará en el armado de una lista sindical para competir por el Consejo Departamental del PJ. Aunque se ocupó de remarcar que "nos juntamos para defender al compañero Hugo Moyano, que está siendo atacado por sindicatos que no están en la CGT, y también por el gobierno, aunque no tenemos nada contra la Presidenta".

"No sé si estaremos en condiciones de hacer una lista propia sin sumar otros sectores, pero sí queremos fijar la posición sindical. Es un reclamo a la gente del partido, pero en el orden nacional más que nada. Hay otros gremios que tienen otra posición y hay que respetarlos, pero esta vez estuvimos todos juntos para defender a Moyano", dijo Barrionuevo.

Menos equilibrista, el secretario general del Sindicato de Recolectores, Marcelo Andrada, disparó: "No queremos ser furgón de cola de nadie, vamos por puestos de vanguardia; el sector político nos quiere dejar afuera y esta vez no lo vamos a permitir, siempre que estemos unidos y siendo leales a los trabajadores". Andrada, uno de los dirigentes de la CGT Rosario que más ha crecido de la mano del moyanismo, advirtió, sin especificar nombres: "Los trabajadores somos una parte fundamental del peronismo y algunos políticos no nos van a ningunear como lo vienen haciendo hasta ahora".

El puntapié inicial a la movida sindical en el PJ rosarino ocurrió en la sede de La Paz al 1400, búnker de los recolectores. Allí convergieron 62 sindicatos nucleados en la CGT local "para marcar la cancha" de cara a la elección del PJ santafesino. Además de los anfitriones y de Obras Sanitarias, había referentes de UDA, Utedyc, Cerveceros, Farmacia, Panaderos, Peones de Taxi, Caucho, Alimentación, Sutep, Uocra, Viajantes y Televisión, entre varios.

El mascarón de proa fue hacer una demostración de lealtad al líder de la CGT nacional. "El compañero Moyano molesta, no por lo que es, sino por lo que representa, los trabajadores. Es nuestro líder y siempre ha sido coherente en la defensa de nuestros derechos", afirmó Andrada. Mario García, de Panaderos, exhortó a que "todos los trabajadores debemos estar unidos y junto a nuestro líder, porque vienen por todos nosotros y eso debemos saberlo, para que no nos tomen desprevenidos".

En el plenario cegetista, los dirigentes revelaron su intención de "dar pelea en la interna del partido y no conformarse con puestos de segunda. Queremos el 33 por ciento de representación, como nos legó Perón", avisaron.

Mientras tanto, el titular del PJ rosarino, Luis Rubeo, suavizó la pimienta gremial para esquivar la disputa de una interna que divida intereses y perjudique al partido en vísperas del comicio legislativo del año próximo. "Esperamos que haya acuerdo suficiente para hacer una lista de consenso. Pero si no hay acuerdo, entonces sí habrá que pensar en candidatos e ir a una interna. Pero lo mejor sería evitar la confrontación", dijo el diputado provincial.

Rubeo entiende que los reclamos de espacio que parten desde la CGT no están dirigidos al Frente para la Victoria. "Con ellos siempre hay diálogo, incluso los hemos incluido en las listas de Agustín (Rossi). Y Antonio Ratner es mi secretario adjunto en el Consejo", demostró, aunque el número dos del Sindicato Municipal no estuvo entre los gremios reunidos el jueves en Recolectores.

Pareció que Rubeo le hablaba a María Eugenia Bielsa en la disputa por presidir la Cámara de Diputados cuando ayer le dijo a este diario: "Ni en Rosario ni en la provincia hay liderazgos excluyentes en el peronismo. Todos somos necesarios".